Valparaíso, 3 de julio de 2020.- Esta mañana, dirigentes de la Unión Portuaria de Chile se reunieron con el almirante Erick Solar, quien tiene bajo su responsabilidad las operaciones marítimas que la Armada realiza al interior de los recintos portuarios del país. El motivo del mitin fue analizar los hechos ocurridos al interior de la Empresa Portuaria Iquique (EPI), entre una patrulla de la Capitanía de Puerto y un grupo de estibadores.

En la oportunidad, participaron los representantes de la Unión Portuaria asistentes, trabajadores de Terminal Cerros de Valparaíso, Puerto Ventanas, DPWorld San Antonio y San Antonio Terminal Internacional (STI), quienes asistieron en representación de todos los puertos del país, pudieron plantear su malestar por la tensa situación vivida en el terminal nortino y pudieron interiorizarse de primera fuente sobre los pasos que dará la institución para evitar que vuelvan a ocurrir eventos de esa naturaleza, “los trabajadores portuarios de Chile estamos llevando a cabo un rol importante en la vida de nuestros compatriotas y necesitamos que los organismos fiscalizadores, como la Marina, actúen con criterio y eso no implica que dejen de cumplir su rol”, señalaron.

Si nuestro país fuera una sola casa y todos los chilenos habitantes de ella, los muelles de la Unión Portuaria serían la puerta de ese hogar. El rol que juegan nuestros compañeros con el esfuerzo que ponen cada día en los muelles diseminados a lo largo del litoral es esencial para la vida de cada uno y como organización, queremos que esto sea conocido.

Para los voceros de la entidad, la reunión fue positiva y permitió aclarar que se trató de un problema aislado y no una política de fiscalización nueva, “el almirante Solar nos explicó que aquí no se cumplió el procedimiento de fiscalización y que se tomarán acciones para corregir la situación de inmediato”, afirmaron.

Los dirigentes señalaron al oficial de marina, la importancia de que los trabajadores portuarios sean respetados por las entidades del Estado, pues cada día los portuarios salen de casa al encuentro con cientos de trabajadores en su turno y con la incertidumbre de poder contraer el covid-19. Es por este motivo que se pide respeto por nuestros compañeros de Iquique y que el responsable de este mal procedimiento sea sancionado.