La Senadora por la Región de Valparaíso, Isabel Allende Bussi, pidió al Intendente Regional, Jorge Martínez mayor certeza y claridad respecto de sus anuncios.

La Senadora por la Región de Valparaíso, Isabel Allende Bussi, pidió al Intendente Regional, Jorge Martínez mayor certeza y claridad respecto de sus anuncios. “A diario escuchamos al Intendente Regional en el marco del balance de la emergencia sanitaria, realizar una serie de anuncios sobre beneficios que el Gobierno estaría destinando a distintos grupos en la región, y para no alentar falsas expectativas en las personas se requiere precisión y certeza en las palabras de la primera autoridad regional”. 

A manera de ejemplo, la parlamentaria describió “Al anunciarse la cuarentena en San Antonio, el Intendente comprometió la entrega de cajas de alimentos a toda la población, y a pesar de que hubo un aumento importante, sabemos que estas ayudas son limitadas y focalizadas en un grupo de familias de la comuna. Esta inexactitud genera distorsión y hace que la ciudadanía se confunda, se frustre, y finalmente, termine molesta al no recibir los beneficios”.

La Senadora Allende, en la misma línea, ahondó “Al hablar del Ingreso familiar de Emergencia 2.0, nuevamente señala que gran parte de la población recibiría este aporte, y una vez más es preciso aclarar que este proyecto recién está en tramitación. De ser aprobado, efectivamente tendrá un aumento en monto y cobertura. Sin embargo, ya vemos que el propio Gobierno está acotando el universo de beneficiarios”.

Sobre esto último, Allende puntualizó “Esperamos que los dichos del Presidente Piñera no signifiquen incumplimiento de lo acordado, porque de sus palabras se desprende que la cobertura no sería la deseada, ya que él y los ministros hablan de un universo de 2,1 millones de hogares, y lo acordado en el diálogo previo era beneficiar a 3,2 millones de hogares. Una vez más la ambigüedad, la falta de transparencia juega en contra de la familias más necesitadas, y esto se debe aclarar”.

Isabel Allende continuó: Lo que no se comunica no existe, y entendemos que el Gobierno deba dar cuenta de lo que realiza. Pero los mensajes construyen realidades, y sabemos que los beneficios sociales creados y aprobados en el Congreso resultan insuficientes para la creciente necesidad que viven las y los habitantes de la región y el país. Por tanto, se requiere más claridad respecto de los reales beneficiarios”.

Finalmente, la Senadora Allende cerró diciendo “Hoy solo en los cerros de Valparaíso se llevan a cabo más de 30 ollas comunes, las que en promedio entregan 300 raciones cada una. Estas iniciativas sociales solo se sustentan en la solidaridad de las personas, y aportes municipales. Esto da cuenta de que la gente ni siquiera tiene cubierta su necesidad de alimentos, y este debe ser nuestro principal objetivo si queremos controlar los contagios, y que las personas se cuiden”.