La senadora cuestionó la renuncia al PS del ex vocero de Gobierno.

“Es el momento más inoportuno, pero él sabrá lo que hace y asumirá su responsabilidad”, añadió la senadora.

La senadora y vicepresidenta del Partido Socialista, Isabel Allende, criticó la decisión de renunciar a la colectividad adoptada por el diputado Marcelo Díaz, asegurando que “no es el momento para estar formando nuevas fuerzas”.

El ex vocero de Gobierno dimitió a su militancia de 30 años en el PS, acusando que la tienda “se transformó en un partido conservadorsin posiciones clarassin liderazgosin relevancia” y aseguró que “en los próximos días un grupo significativo de compañeros y compañeras va a dar el mismo paso que yo”.

Este lunes, la parlamentaria remarcó que “este no es el momento para estar formando nuevas fuerzas, sino para trabajar juntos por un desafío mayor que se llama ganar el plebiscito para poder tener en Chile una nueva Constitución nacida en una democracia”.

La senadora apuntó que “más allá de eso, no deja de sorprender no sólo la cero autocrítica de alguien que fue ministroembajador, sino que francamente es inentendible”.

Allende remarcó que “nosotros, después de las elecciones, esperamos cuatro meses y ellos decidieron no integrarse a la mesa, entonces, es difícil hablar de inclusión, así que cada uno sabrá qué camino o dónde se quedaYo creo que es el momento más inoportuno, pero él sabrá lo que hace y asumirá su responsabilidad”.

El presidente del PS, Álvaro Elizalde, sostuvo que no cree que “sea conducente establecer una polémica de esa naturaleza porque yo no comparto las apreciaciones que él ha señalado, pero como creo que hoy es tiempo de la unidad y en la lógica constructiva que siempre ha sido mi característica, prefiero no entrar en esa polémica”.

“Como Partido Socialista aprobamos de manera unánime un voto que establece la necesidad de la unidad amplia del conjunto de actores progresistas, sin exclusiones de ninguna naturaleza y por cierto incorporando a los actores emergentes de la política nacional y hemos actuado en consecuencia”, puntualizó.

Las críticas del ex ministro Díaz al Partido Socialista comenzaron el año pasado, luego que denunciara irregularidades en el proceso electoral interno de la colectividad y luego cuestionara los resultados en los que fue derrotada su lista que era encabezada por Maya Fernández, sobrina de Isabel Allende.

Luego de las declaraciones de Allende, Díaz aseguró que su renuncia también es una forma de autocrítica y justificó su decisión manifestando que “el Partido Socialista ya no es aquel al que ingresé hace más de 30 años. Ha dejado de promover con la fuerza las ideas que son la esencia del partido Socialista. Hemos tenido, a pesar de ser la primera fuerza de la oposición, un rol de poca relevancia y de poco liderazgo“.

El diputado Juan Luis Castro manifestó que “esta decisión tomada por Marcelo Díaz es una decisión que, evidentemente, a todos nos preocupa en cuanto al escenario que vive la izquierda chilena respecto a sus referentes, sus idearios, y la urgente necesidad de aglutinarse”.

Maya Fernández, en tanto, resaltó que el ex ministro “venía ya con críticas internas hace tiempo respecto a la conducción del partido, no sólo de ahora. Por tanto, uno no hace más que respetar la decisión del diputado Marcelo Díaz”.

“El objetivo mayor, en este momento, es cómo las fuerzas de izquierda nos ponemos de acuerdo con unidad para la campaña del Plebiscito, que creo que es lo que nos tiene que unir más que dividir”, remarcó.