Este lunes Puerto San Antonio junto a la Policía de Investigaciones (PDI), la Armada de Chile, Aduanas y personal de Salud realizaron una fiscalización sanitaria y técnica a los conductores de camiones en el Nodo Logístico.

Los funcionarios se desplegaron en el acceso principal para tomar la temperatura a los transportistas, verificar su documentación, estado de los camiones y entregar mascarillas para prevenir la propagación del Covid-19.

“Este procedimiento forma parte de la agenda del Comité de Coordinación de Organismos Públicos y tiene como fin generar acciones que ayuden a la eficiencia de los procesos y la seguridad tanto de los transportistas como de funcionarios”, dijo la jefa de Seguridad, Salud Ocupacional y Medio Ambiente, María Paz Soto de Puerto San Antonio.

Además, se realizó una inspección a los vehículos pesados que contempló desde neumáticos a twistlock, y la licencia profesional tanto para personas nacionales como extranjeros.

“Nos dimos cuenta que muchos twistlock venían mal posicionados o en mal estado, y eso es un gran problema porque ellos trabajan con contenedores. La idea es concientizar para el autocuidado”, agregó.

Durante la jornada la PDI logró controlar a 28 vehículos y se entregaron aproximadamente 100 mascarillas más alcohol gel, instancia en la que también colaboró la Armada de Chile, Aduana y Salud en sus respectivos roles.

El jefe de Operaciones Logísticas Terrestres de Puerto San Antonio, Oscar Ríos, comentó que “como empresa portuaria nuestro rol es articular a los organismos que integran el Comité de Organismos Públicos (Autoridad Marítima, PDI, Aduana, Seremi de Salud) junto a quienes integran la cadena logística, en optimizar los recursos y que se cumplan las disposiciones legales que involucra a los actores que en ella operan”.