Declaración de la Senadora por la Región de Valparaíso, Isabel Allende Bussi, acerca de los planteamientos realizados por Human Rights Watch sobre las violaciones de derechos humanos cometidas por Carabineros en las últimas semanas.

El informe de Human Rights Watch ha dejado en evidencia las violaciones a los derechos humanos cometidas por Carabineros en estas últimas semanas, situación que es intolerable para la democracia de nuestro país.

El organismo reveló el uso desproporcionado de la fuerza por parte de la policía, se señala entre otros, el uso de armas antimotines, las lesiones oculares, los abusos sexuales en comisarías, desnudamientos a niños y niñas, dentro de un conjunto de situaciones vejatorias y que claramente trasgreden no sólo nuestra legislación, sino los tratados internacionales en materia de derechos fundamentales que se encuentran vigentes.

Compartimos la necesidad de una reforma estructural de Carabineros de Chile postulado por Human Rights Watch. Es necesario seguir ls recomendaciones para que los efectivos involucrados sean sancionados, pues el actual sistema no garantiza la imparcialidad, ya que la responsabilidad disciplinaria en la institución queda en manos de funcionarios de la misma.

Además, se debe prohibir el uso de armas antimotines, pues quedó a la luz la utilización de perdigones de plomo, que lesionaron a compatriotas, en que dieciséis de ellos perdieron su visión en uno de sus ojos. Creemos que se deben estudiar el uso de elementos disuasivos alternativos que no causen este tipo de daños a las personas.

Por último, quiero señalar que el informe deja en evidencia la necesidad de una Comisión de Verdad y Reparación, por lo cual el Gobierno debe otorgar los recursos suficientes al INDH para abocarse a esta tarea. Debemos combatir la impunidad para que estos hechos no se vuelvan a repetir en el futuro.

Share This